domingo, 31 de diciembre de 2017

Creatividad y Marketing Educativo


Antes de abordar como se relaciona la creatividad con el marketing educativo, es necesario conocer el concepto de marketing, desde su visión más amplia y general. Según Philip Kotler (2001), padre del marketing moderno, se puede definir esta disciplina como: “Un proceso social a través del cual individuos y grupos, obtienen lo que necesitan y lo que desean mediante la creación, oferta y libre intercambio de productos y servicios valiosos con otros”(p.13). En teoría el marketing conjuga una serie de pasos, que van desde la detección de una necesidad o carencia, la generación de una idea que busca solventar dicha carencia, el desarrollo de un producto, la estimación del precio, definición del lugar donde lo podrán adquirir y la mezcla de medios publicitarios que serán usados para dar a conocer el bien o servicio.

Todas estas variables que estudia el departamento de mercadeo de una empresa, son fácilmente extrapolables al mundo de las instituciones educativas. Porque en esencia, el marketing se ocupa de facilitar el proceso de intercambio entre quienes necesitan productos y servicios y quienes pueden brindárselos. Desde esta óptica, las instituciones educativas brindan educación, conocimiento, avances científicos y desarrollo del país. A su vez, sus cliente que son los estudiantes, buscan calidad educativa, oportunidades de progreso, mayor probabilidades de encontrar trabajo y posibilidades de generar un cambio positivo en sus vidas.

La relación del marketing y el mundo educativo es tan estrecha, que el mismo Philip Kotler (1995), genero una definición de marketing para las instituciones educativas:

Marketing es el análisis, planeamiento, complementación y control de programas cuidadosamente diseñados para generar intercambios voluntarios de valores con los mercados meta con la finalidad de alcanzar los objetivos institucionales. Marketing involucra a la organización en el estudio de las necesidades de sus mercados meta, diseñando programas y servicios apropiados, usando una efectiva fijación de precios, comunicación y distribución, para informar, motivar y servir dichos mercados. Marketing ayuda a las instituciones a desarrollar programas viables, a fijarles el precio, comunicarlos y entregarlos efectivamente y también ayuda a obtener recursos financieros y de otros tipos para alcanzar su misión educativa.

Como se puede observar en la anterior definición, el marketing en las instituciones educativas surge desde el preciso momento en que se están desarrollando los currículos de estudios. Dado que estos establecen, el perfil del egresado de cada institución. Mientras una universidad pueda sacar al mercado, profesionales actualizados con respecto a los requerimientos de cargos mundiales. Los cupos de esta universidad serán mucho más demandados, que el de las otras instituciones. Pero es importante destacar que las necesidades del mercado no son estáticas, sino, que se encuentran sometidas a un cambio constante; y aquellos que no posean la capacidad de adaptarse, tienden a perecer. En esta afirmación de la realidad de los negocios, es donde confluyen y se mezclan los conceptos de creatividad y marketing.

La creatividad, explica Laguna (2011) “se puede considerar como la búsqueda y el aprovechamiento de oportunidades e ideas que satisfacen las necesidades reales de los mercados” (p. 3). Bajo esta premisa, la creatividad ayudaría a identificar la solución de un problema concreto, bajo un determinado marco histórico, con la finalidad de crear un bien o servicio, que subsane una necesidad presente en los individuos. En el caso de las instituciones educativas, la creatividad permitiría adaptar los pensa de estudio, a las nuevas realidades del mercado laboral, como lo son: El uso de la tecnología educativa, el desarrolla de cátedras virtuales que permiten vender a la institución y sus carreras, la incorporación de la gamificación en los procesos de enseñanza- aprendizaje, el estudios del conectivismo social por medio de los grupos o comunidades de interés en las redes sociales, el desarrollo de estrategias educativas móviles, la creación de contenido educativo digital fiable que sirva de bases teóricas para los ciudadanos del país, entre otras.

En la actualidad, el marketing se está centrando en la generación de comunidades, en el establecimiento de relaciones y en generar contacto afectivo con el cliente. Las universidades que deseen seguir creciendo y existiendo en la mente de los individuos, como marcas de calidad, deberán adaptarse a esta nueva realidad, y una de la formas más sencillas de hacerlo, es creando contenido de valor, de forma gratuita y masiva.

Caso estudio: El mayor ejemplo de esta afirmación, es el surgimiento y acogimiento de la filosofía MOOC en el mundo. Las siglas MOOC, representa en el idioma inglés, Cursos en Línea Masivos y Abiertos.

En el año 2008, George Siemens y Stephen Downes de la University of Manitoba (Canada). Lanzan el primer curso MOOC llamado “Connectivism and Connective Knowledge”. En este curso de 12 semanas de duración se inscribieron aproximadamente unos 2.300 estudiantes de diferentes partes del mundo y, aunque no tuvo el éxito esperado abrió la puerta para la realización de más cursos de este tipo en el mudo.

El primer curso MOOC que realmente tuvo un éxito asombroso fue el curso “Introduction to Artificial Intelligence”, organizado en otoño de 2011 por Sebastian Thrun, profesor de Stanford University, y Peter Norvig, director de investigación de Google. En tan solo cuestión de días el curso ya contaba con 160.000 personas de todo el mundo inscritas, y no solo eso, también estas personas interactuaban entre sí, respondiendo la dudas de sus amigos, lo que permitió detectar que el verdadero valor de estos cursos, está en la suma de los conocimientos aportados por los miembros del grupo, que amplían las bases teóricas dadas por los expertos.

Con el tiempo, los MOOC han demostrado ser un excelente camino para la democratización de la educación y un producto promocional inigualable, puesto que les permite a los clientes potenciales, saborear un poco del contenido de las carreras dictadas en una universidad específica.

0 comentarios:

Publicar un comentario